El Ministerio Público Fiscal (MPF) dispuso “desestimar” y “remitir para su archivo” la causa que se sustanció contra el ex secretario de Trabajo de la provincia Oscar Balla, que en octubre de 2018 viajó a Mendoza en un auto oficial para un encuentro de trabajo y protagonizó un siniestro vial

El caso se conoció a partir del siniestro porque el vehículo del Estado provincial que le fue otorgado a Balla también fue empleado para dirigirse a la sede donde se desarrollaba un torneo de fútbol de veteranos. El siniestro vial se confirmó con las actuaciones realizadas por Comisaria 49º de la Policía de Mendoza; además de las entrevistas mantenidas con Tomás Ismael Espíndola, Cirilo Ángel Espinoza y Juan Ramón Godoy, quienes acompañaban al ex funcionario en el utilitario al momento del evento y que, a la postre, aparecen incluidos en la lista de “buena fe” del torneo, junto a Balla, que fue investigado por el delito de peculado.

- Publicidad -

Al analizar el tipo penal atribuido al ex funcionario se consideró que “nuestra legislación penal, a diferencia de otros ordenamientos regionales, no tipifica el llamado ‘peculado de uso’, es decir, no sanciona el empleo de bienes públicos con fines diversos a los administrativos, con lo que la mera utilización resulta impune, debido a que no puede considerarse que tales casos constituyan sustracción”. A aquella conclusión se arribó tras “constatar si la momentánea afectación de un vehículo oficial a actividades particulares y, por ende, ajenos a la administración pública, implica sustraer en términos típicos o simplemente utilizar, con lo cual la conducta resultaría atípica”, lo que finalmente se sostuvo.

El caso que involucró al ex secretario de Trabajo, que fue removido de su cargo, tuvo amplia difusión en los medios locales. No era para menos. A Balla se le atribuyó, según la imputación que se le formuló el 31 de octubre de 2018, que “desconociendo la fecha exacta, pero presumiblemente entre el 25 y el 26 de octubre de 2018, en su condición de secretario de Trabajo de la provincia de Entre Ríos, habría utilizado en provecho propio recursos del Estado para asistir a un torneo de fútbol que se realizó en la localidad de Maipú, provincia de Mendoza”.

En los fundamentos de la resolución se explicó que “teniendo en cuenta el contexto, es decir, que Balla desvió de manera transitoria la finalidad para la cual le había sido confiado el vehículo, y no pudiéndose atribuir en los términos del artículo 381 del Código Procesal Penal (CPP) si en el marco de ese empleo indebido fueron sustraídos en paralelo bienes de consumo, corresponde desestimar esta investigación”. La decisión de la Procuración General de archivar la causa se adoptó el 4 de junio, publicó Análisis.

Intención

En el archivo se consignó que Balla reconoció que “utilizó en provecho propio los efectos públicos que le fueron confiados para el desempeño de su función”, situación que “aparece reconocida” en la solicitud de viáticos, “donde expresa que también solicita los mismos para ‘(…) participar de la inauguración del Torneo Argentino’, a punto que se encontraba inscripto para disputar el certamen, tal como surge de la lista de ‘buena fe’ remitida por la Asociación Argentina de Futbol de Veteranos”.

“Vale decir que, sin perjuicio de que tal intervención haya o no tenido carácter oficial, desde un inicio era intención del nombrado intervenir en el certamen deportivo además de concurrir a las reuniones de índole laboral”, se indicó.

Finalmente se dejó sentado que “ante la atipicidad de la conducta ejecutada por Balla, cobran relevancia otros sistemas normativos como el Derecho Administrativo Sancionatorio o Derecho Civil, a los efectos de recomponer el quebranto y reparar integralmente los daños producidos”. Ante ello, el Ministerio Público Fiscal consideró que el ex funcionario Oscar Balla no cometió ningún delito, dice.

(APFDigital)

Deja un comentario