Desesperada, salió corriendo a la calle en Concordia. La situación fue advertida por policías. La mujer manifestó que su pareja, en estado de ebriedad, la había golpeado en reiteradas oportunidades a ella y a su hijo de un año.

Una mujer que pedía auxilio con un bebé en brazos fue vista por personal policial en calle Lamadrid al 1.300 de Concordia. Lo uniformados observaron que detrás de ella había un hombre totalmente alterado.

- Publicidad -

Los uniformados pusieron a resguardo a la joven y al pequeño. Fue entonces que la misma manifestó que su pareja, en estado de ebriedad, la había golpeado en reiteradas oportunidades a ella y a su hijo de un año.

Ante ello, el fiscal dispuso la inmediata detención del hombre de 28 años y que sea trasladado a la Alcaidía.

 

Deja un comentario