- Publicidad -

A 16 meses de la puesta en marcha del proyecto cooperativo, la Huerta Agroecológica empieza a dar sus frutos a las familias de huerteros.

El proyecto impulsado por el municipio, el Inta, La Agrícola Regional y la Fundación Evangélica Argentina pretende generar un trabajo genuino a las familias de huerteros, que desarrollan su actividad en el Parque Los Paraísos mediante la siembra y cosecha de verduras.

- Publicidad -




En los últimos días se cumplieron 16 meses de la firma del convenio-contrato que involucra a organismos e instituciones de nuestra ciudad. Un proyecto que genera trabajo genuino, llevado adelante con el compromiso de la Municipalidad de Crespo (aporte de materiales y recursos humano); Fundación Evangélica Argentina (pone a disposición el predio donde se trabaja la tierra); Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria -INTA- (asesoramiento y seguimiento del programa) y La Agrícola Regional Cooperativa Limitada (aporte de materiales, capacitación y comercialización).

Los números de la producción

Las familias de huerteros van realizando tres cosechas de lechuga y de repollo en lo que va del año, produciendo aproximadamente 1.200 y 2.000 kilogramos, respectivamente. Además, se elaboraron 5.400 paquetes de acelga, 9.000 de verdeos y 4.000 de perejil. Las otras especies promedian los siguientes números de cosecha: 100 kg. de morrón, 120 kg. de brócoli, 120 kg. de coliflor, 200 kg. de zapallitos, 100 kg. de zucchini y 75 kg. de calabazas.

Días pasados recorrieron el predio del Parque, el intendente Darío Schneider, acompañado por Noelia Zapata (gerente general de LAR); Ricardo De Carli (Jefe Agencia de Extensión Rural Crespo, del INTA); Verónica Neyra (en representación de la Fundación Evangélica Argentina); Omar Molteni (secretario de Gobierno y Ambiente); Hernán Jacob (secretario de Economía, Hacienda y Producción); Julián Maneiro (diputado Provincial); Miguel Berns (viceintendente) y Cintia Marrón (concejal).

“Este es un esfuerzo compartido a través del cual articulamos acciones entre el sector público y privado, en conjunto con las familias, conformando una asociación que se potencia con el trabajo en equipo y desarrollo a futuro” remarcó Schneider. Al tiempo que añadió que estas ideas aportan al “crecimiento y progreso personal, al generar un aporte a la economía familiar”.

El presidente municipal resaltó el esfuerzo, trabajo y dedicación de los huerteros y que permite brindarle a los crespenses «un producto saludable y de calidad, cuidamos el ambiente y aprovechamos las bondades y el potencial del suelo entrerriano para producir y desarrollar empleo”.

En la misma línea el Secretario de Gobierno, Omar Molteni destacó el acompañamiento de la Red Argentina de Municipios ante el Cambio Climático (RAMCC), desde la cual se generó una capacitación sobre agroecología para los huerteros. “Esto nos permitió sumarle valor al trabajo que se viene realizando enmarcándolo en el Mapa de Empleo Verde Local, cuyo objetivo es identificar y apoyar estos emprendimientos agroecológicos, para promover la comercialización y el consumo local basado en la referencia de productores”.

A su turno la Gerente de LAR, Noelia Zapata, definió como una acción “dignificante para las personas que trabajan diariamente en la huerta, además al circular el producto en la ciudad damos viabilidad y posibilidad de desarrollo personal. De esta manera generamos un círculo virtuoso que beneficia a toda la comunidad”. Como también para el consumidor es importante “saber el producto que lleva a su mesa, de dónde sale, con qué agua se regó, elementos utilizados y que familia trabaja en la producción”.

Luego Ricardo De Carli, del INTA, resaltó el espacio de trabajo como resultado «del esfuerzo de la gente que ha tomado el asesoramiento en la conducción de la huerta con la modalidad de agroecología y utilizado los recursos que les brindamos desde las instituciones, en consecuencia hoy tenemos esta producción que nos pone muy satisfechos”.

Mientras que Neyra acotó que desde la fundación están “contentos de ser útiles al ofrecer el espacio y la tierra para trabajar en esta huerta, cuyo fruto es una bendición para las familias”.

Con la mira puesta en los ODS

Esta iniciativa aporta a los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), lanzados por los estados miembros de las Naciones Unidas con la finalidad de erradicar la pobreza, proteger el planeta y asegurar la prosperidad para todos como parte de una nueva Agenda 2030. En este contexto el convenio de ‘Huerta Agroecológica’, en el que tienen participación organismos, instituciones y familias de nuestra ciudad, tienen como metas: Fin de la pobreza (objetivo Nº 1); Hambre cero (Nº 2); Salud y Bienestar (Nº 3); Trabajo decente y crecimiento económico (Nº 8); Producción y consumo responsables (Nº 12); Acción por el clima (Nº 13) y Alianzas para lograr los objetivos (Nº 17).

SOLNoticias

Deja un comentario