- Publicidad -

El Consejo Directivo de la Federación de Básquet de Entre Ríos (FBER) aprobó el último lunes por unanimidad la renuncia a la presidencia por parte de Carlos Álvarez. Julio Giménez será el nuevo titular.

 

- Publicidad -




Álvarez, que estuvo al frente de la Federación desde 1995 y durante un total de 22 años (el restante período de cuatro años acompañó muy de cerca los destinos de la entidad), se encontraba de licencia en el cargo desde diciembre del año 2019 cuando se incorporó a la nueva estructura directiva de la Confederación Argentina (CABB).

El Flaco, como se lo conoce en el ambiente del deporte de la naranja, había notificado su renuncia a la secretaría de la FBER durante la pasada semana aduciendo cuestiones personales para la decisión. En la reunión frente a sus pares expuso su agradecimiento al Consejo Directivo y auguró un futuro próspero para la entidad pese al difícil momento socioeconómico que se vive debido a la pandemia de coronavirus.

Por su parte, cada uno de los miembros del Consejo agradeció la labor incansable, el denodado esfuerzo y el liderazgo notable de una persona que marcó el camino y sacó adelante a la Federación en los peores momentos. Además se le expresó la gratitud por la entrega que durante más de dos décadas dedicó al desarrollo y engrandecimiento del básquetbol de Entre Ríos, concientizando a los dirigentes de las distintas regiones de la provincia que la competencia federativa era la manera de llevar a todos por los chicos por igual, sean del pueblo o ciudad que sea, a elevar sus rendimientos.

«Sin dudas que Carlos es el dirigente más importante en la historia del básquet entrerriano y de los más valiosos de nuestro país en las últimas décadas. Gracias a sus condiciones consiguió cosas que eran impensadas para Entre Ríos; desde ser región única, que los seleccionados no falten a ningún Argentino, hasta un básquet federativo que se encuentra organizado y consolidado en todos sus estamentos: competencias deportivas, Comisión Técnica, ENEBA, etc. A lo largo de los años mantuvo un estilo de liderazgo claro, firme y democrático, y siempre será para nosotros un ejemplo a seguir en la dirigencia deportiva», expresó Julio Giménez.

Son innumerables los logros a lo largo de la gestión de Carlos Álvarez: Los representativos entrerrianos levantaron varias veces el trofeo máximo a nivel nacional en todas las categorías y catapultó a la Federación Provincial a ser referente y ejemplo para otras que miraban su funcionamiento como espejo, lo cual se vio y se ve reflejado en distintas participaciones en Campeonatos Argentinos.

Nadie se aleja para siempre del deporte cuando realmente lo ama, es por ello que El Flaco seguramente será consejero y colaborador de quienes conduzcan los destinos de la institución madre del básquet entrerriano o de cualquier club provincial que quiera una opinión valedera sobre sus objetivos.

Deja un comentario