En la noche de este jueves, fue hallado el cuerpo de una mujer. Cerca del lugar, la Policía localizó un palo con sangre. Horas más tarde, durante los rastrillajes, encontraron el cadáver de la hija. Habría sido ultimada igual que su madre.

El homicidio de una mujer de 60 años, encontrada sin vida en el interior de su casa, en la zona rural ubicada a corta distancia de la cabecera departamental en Feliciano motivó el inicio de la investigación policial en horas de la noche del jueves. En principio a los investigadores les llamó la atención que no se conocía el paradero de la hija de la víctima. En la búsqueda, hallaron el cadáver a unos 250 metros de donde estaba el cuerpo de su madre.

- Publicidad -

En el arranque de la investigación, se dispuso que sea demorado, un peón del pequeño campo. Se obtuvo el dato que la víctima había vendido algunos vacunos.

Anoche, un vecino informó que encontró sin vida a Celeste Brest de 60 años, en su casa, en el ejido de Feliciano. Ante esto, las autoridades de la Fiscalía en turno, como de la Jefatura se trasladaron y ubicaron a la mujer muerte tendida en el suelo.

A corta distancia se encontró un palo con algunas manchas. Además, los médicos policiales descubrieron profundos golpes en la zona craneal, lo que revelaría que la víctima pudo haber sido ultimada de esa manera.

En ese marco se ordenó la búsqueda de la hija de la víctima, una mujer de unos 30 años que vivía en la zona, pero que se encontraba ausente. Finalmente, los operativos policiales dieron con el cadáver de la mujer, según confirmó el Comisario Noya, Jefe de Policía de Federación a radio La Voz. Se estima que habría sido ultimada de la misma forma que su madre. Aguardan la realización de la autopsia de los cuerpos.

Deja un comentario